Perú: cierran Machu Picchu por las protestas en Cusco

La Dirección Desconcentrada de Cultura de Cusco en Perú confirmó que no ingresarán más visitantes a la ciudadela de Machu Picchu, debido a las protestas contra el Gobierno de Dina Boluarte y el Congreso, ya que el distrito ingresó en un parto por tiempo indefinido.

La entidad decidió cerrar las puertas de la maravilla mundial para preservar el patrimonio cultural y evitar ponerla en riesgo, durante las protestas sociales que se reproducen por todo el país.

El organismo cultural informó en un comunicado que los visitantes que hayan adquirido sus boletos de ingreso podrán utilizarlos hasta un mes después de concluidas las protestas o, de lo contrario, se brindarán las facilidades para la devolución de lo pagado por el ingreso a Machu Picchu.

Por su parte, el Frente de Defensa de los Intereses de Machu Picchu, que anunció el inicio de un paro indefinido, comunicó que la medida implicará el cierre de todos los locales comerciales para exigir la renuncia de la presidenta Dina Boluarte.

En un pronunciamiento, el Frente de Defensa anunció la implementación de una olla común para todo el distrito, a fin de hacerle frente al desabastecimiento de alimentos.

En los últimos días se registraron protestas violentas en Cusco, en el distrito de Ollantaytambo, donde se ubica la estación de trenes a Machu Picchu. Hubo piquetes de manifestantes y hasta ataques a la línea férrea, reportó el sitio de noticias RPP.

Debido a las manifestaciones durante las últimas semanas, la cantidad de visitantes en Machu Picchu se redujo a 500, de los más de dos mil que pueden ingresar por día a la ciudad de los incas, según la Cámara de Comercio de Cusco.

PERÚ: NUEVAS PROTESTAS

Graves incidentes se registraron este jueves por la noche, en Lima, Perú, durante una manifestación en contra de la Presidenta Interina, Dina Boluarte.

Miles de personas se movilizaron desde distintos puntos del país, para exigir la renuncia de la actual mandataria, quien el lunes había pedido que la convocatoria se hiciera “en paz”.

Durante la marcha denominada como la “Toma de Lima”, se registraron enfrentamientos entre los manifestantes y las fuerzas de seguridad en diversos puntos de la capital, así como también el incendio de un edificio de oficinas, ubicado en la Plaza San Martín, en el centro de la ciudad, cerca del Palacio de Justicia.

Al menos diez dotaciones del Cuerpo de Bomberos de Lima acudieron para extinguir el fuego.

DOS MUERTOS EN AREQUIPA Y PUNO

Por otro lado, se registraron dos víctimas fatales en la jornada del jueves, en las regiones de Arequipa y Puno, una de ellas fue un hombre de 30 años, que murió durante el intento de toma de un aeropuerto.

Perú está inmerso en una crisis social desde hace un mes y medio, con un saldo de alrededor de 50 personas fallecidas desde el 7 de diciembre, fecha que asumió Boluarte a la presidencia de Perú.

«EL GOBIERNO ESTÁ FIRME Y SU GABINETE UNIDO»

A su vez, la presidenta Dina Boluarte dio una conferencia de prensa donde afirmó que “el Gobierno está firme y su gabinete más unido que nunca”.

Hubo once mil agentes de la policía desplegados en distintos puntos de la capital peruana que no pudieron evitar los incidentes y desmanes que se dieron durante las marchas.

Antes de la movilización, las autoridades habían pedido calma a los manifestantes y que las protestas se hicieran de manera pacífica.

Comments are closed.