Guzmán renunció dejando el acuerdo con el FMI y recomendaciones para su sucesor

El ministro argentino de Economía, Martín Guzmán, presentó en la tarde del sábado su dimisión al presidente del país, Alberto Fernández.

«Me dirijo a usted con motivo de presentarle mi renuncia al cargo de ministro de Economía de la nación, con el cual me honrara desde el 10 de diciembre de 2019», señaló el funcionario en una carta pública difundida en sus redes sociales.

Mientras la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, encabezaba un acto en la provincia de Buenos Aires, el ministro hizo pública una decisión que deja comprometido al Gobierno de Alberto Fernández.

En su misiva de siete carillas, el ministro esbozó una defensa de su gestión sin plantear los motivos que lo llevaban a renunciar.

En un comienzo, Guzmán aseguró que, durante su gestión, su prioridad fue la de intentar tranquilizar la economía.

Por ello puso de relieve su esfuerzo por reconstruir el mercado de deuda pública en pesos, medida que llamó a considerar política de Estado.

También presumió de la reestructuración de la deuda pública en moneda extrajera, iniciativa al que se adhirieron el 99 por ciento de los bonistas y que supuso «un alivio de pagos de alrededor de 35.000 millones de dólares en una década, bajando la tasa de interés promedio desde aproximadamente 7 a 3 por ciento en dólares», refirió.

El funcionario también destacó el acuerdo alcanzado en marzo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para refinanciar 44.000 millones de dólares contraídos por la gestión anterior, que tuvo «características absolutamente excepcionales» y que supuso evitar un «ajuste».

Por su parte, el ministro argentino de Economía, Martín Guzmán, valoró las medidas tomadas durante la pandemia, entre las que mencionó un programa con el que se subsidió hasta la mitad del salario de los empleados del sector privado, y el Ingreso Familiar de Emergencia, destinada a los hogares más vulnerables.

Tras destacar el crecimiento de la economía argentina, que fue del 10,4 por ciento en 2021, Guzmán subrayó que en este tiempo se recuperaron 1,1 millones de puestos de trabajo, que la inversión creció el 32,9 por ciento, que la pobreza se redujo casi 5 puntos porcentuales en un año, y que también se contrajo la desigualdad personal de los ingresos.

En otro tramo de su carta, el ministro observó que con su equipo trató de «dar respuesta al impacto distributivo regresivo que provoca la guerra en Ucrania, que genera grandes rentas inesperadas».

RECOMENDACIONES

Sin plantear ningún cuestionamiento ni señalar a nadie del Gobierno, Guzmán sugirió que su reemplazante en el cargo tenga por prioridad la canalización de «un acuerdo político dentro de la coalición gobernante» que le permita «consolidar los avances descriptos y hacer frente a los desafíos por delante».

El ministro también recomendó que el próximo ministro de Economía se fije en «la consistencia macroeconómica, incluyendo las políticas fiscal, monetaria, de financiamiento, cambiaria y energética, así como la coordinación vía políticas de precios e ingresos».

«Eso ayudará a que quien me suceda pueda llevar adelante las gestiones conducentes al progreso económico y social con el apoyo político que es necesario para que aquellas sean efectivas», propuso.

Guzmán era ministro de Economía desde que asumió la actual administración en diciembre de 2019.

Desde hace varios meses, el entorno de la vicepresidenta ha manifestado sus discrepancias con Guzmán, una de las figuras claves del Gobierno de Alberto Fernández por ser uno de los ministros en los que más se apoyaba el jefe de Estado.

Las desaveniencias de las dos cabezas del Ejecutivo se cobraron hace menos de un mes la renuncia del ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. (Sputnik)

Comments are closed.

Escribinos 💬
Escribinos
Hola! Envianos tu mensaje, en LaPostaComodorense queremos leerte
Powered by